Europa estudia suprimir las ayudas a los cultivos de biocombustibles

Noticias

La Comisión Europea (CE) estudia suprimir el actual sistema de ayudas al cultivo de materias primas, como cereales o remolacha, para la fabricación de biocombustible, dentro de sus proyectos para la reforma de la Política Agrícola Común (PAC).

Dentro de las medidas que Bruselas proyecta incluir en su propuesta legal para la revisión o 'chequeo médico' de la PAC, plantea la "eliminación del régimen de ayudas a los cultivos energéticos", basándose en que hay una demanda de bio-combustibles "muy fuerte", según informa la agencia Efe.

Hace unas semanas, y argumentando que causan tanto o más daño ecológico del que reparan, el Parlamento Británico instó a Europa a que abandonara el uso de biocombustibles.

Además, algunos expertos, como el Nobel de Química Hartmut Michel, consideran que los biocombustibles no ahorran emisiones de dióxido de carbono a la atmósfera.

Las ayudas a los biocombustibles, tanto dentro como fuera de la Unión Europea, se han basado en gran medida en sus ventajas ambientales, las cuales parecen estar cada vez más discutidas por algunos especialistas.

No obstante, no existen quejas en la actualidad sobre daños ecológicos causados por los cultivos europeos, sino por los que se están desarrollando en otras zonas del mundo, en especial el Amazonas.

La CE presentará su propuesta legislativa para revisar la PAC el próximo día 20 de mayo, con el fin de que los países de la UE negocien esta reforma.

Actualmente existe una prima específica de 45 euros por hectárea para los cultivos destinados a ese tipo de carburantes, que está ligada a un contrato entre el agricultor y una compañía fabricante.

Sin embargo, esta ayuda se da a una superficie limitada (dos millones de hectáreas) y el pasado mes de otoño los países de la UE decidieron rebajarla hasta 30 euros por hectárea, porque se había superado la extensión sembrada con derecho a ese apoyo.

Sectores en reestructuración

En España, los agricultores habían solicitado esa prima para 183.720 hectáreas, mientras que la superficie determinada en la legislación de la UE es de 182.070 hectáreas, según datos de octubre.

La comisaria europea de Agricultura, Mariann Fischer Boel, ya ha hablado, en el marco de los debates sobre la revisión de la
PAC, acerca de la necesidad de cuestionar si es necesaria o no la continuidad de la prima para biocombustibles.

La CE introdujo esta ayuda, tras la reforma de la PAC de 2003, para dar otras salidas a los agricultores de sectores en reestructuración, como el remolachero.

Entre los objetivos sobre energías renovables, la UE decidió que en 2020 el biocombustible (de material vegetal o cultivos agrícolas) suponga por lo menos el 10% del consumo energético en el transporte.

ELMUNDO.ES | AGENCIAS

NEWSLETTER Y ALERTAS

Configura las newsletters y alertas a las que quieres suscribirte.

Revisa tu dirección de correo electrónico.

Newsletters y alertas

¡Gracias por suscribirte!

Te acabamos de enviar un email para que confirmes tu suscripción.

DESCÁRGATE NUESTRA APP

La aplicación de Ferrovial proporciona acceso inmediato a toda la actualidad de la compañía: contenidos informativos, ofertas de trabajo y la información básica para el inversor.